Practique Buenos Hábitos por su Corazón

Posted on: February 22nd, 2016 by Gail No Comentarios

5804052-800x533

Para culminar el mes de febrero con la iniciativa nacional Million Hearts (Un Millón de Corazones) queremos darle más información para hacer un balance saludable en su vida y prevenir ataques cardiacos y accidentes cerebrovasculares.

 

Las recomendacione a seguir:

También hay que hacerse chequeos médicos con regularidad (análisis de sangre, electrocardiogramas, medir la tensión arterial, etc.) para comprobar y controlar el estado de salud en general.

En caso de que el ataque al corazón o infarto de miocardio sea inminente hay que actuar con decisión. La rapidez puede salvar la vida. 

Los síntomas previos a un ataque al corazón son:

1)    Presión molesta y opresión en el centro del pecho, con una duración superior a los dos minutos.
2)    Dolor que se expande a los hombros, cuello y brazos.
3)    Dolor intenso acompañado de vértigo, desmayos, sudores, náuseas y dificultades respiratorias.

Tenga en cuenta que no siempre se presentan todos estos síntomas. En todo caso, ante la duda no hay que esperar, hay que avisar al médico urgentemente y pedir ayuda.

Hay que ir inmediatamente al hospital, llamando a una ambulancia si es necesario, si se tienen los síntomas de un infarto inminente: un fuerte dolor de pecho que dura más de dos minutos.

Algunas personas dudan ante estos graves síntomas porque no están seguras y no quieren dar una falsa alarma por si el motivo del dolor es otra causa, como una indigestión. Otras personas, imprudentemente, intentar aguantar el dolor y esperar acontecimientos. Estos dos comportamientos son insensatos. Si tiene factores de riesgo o un historial clínico anterior de problemas cardiovasculares y sufre un fuerte dolor torácico no dude en acudir con rapidez al hospital.

La ayuda hospitalaria es imprescindible, llame al 911 . Hay que tener en cuenta que una vez ha empezado un ataque al corazón no se sabe cuánto tiempo durará ni el daño que causará. Además, durante las primeras fases del ataque cardíaco pueden surgir complicaciones muy peligrosas, como la fibrilación ventricular, en la que el ritmo de latir del corazón degenera en contracciones rápidas y descoordinadas, poniendo en peligro la vida de la persona afectada.

Etiquetas: , , , , , , , , , ,

 

Deje un Comentario